Las grúas son maquinaria muy útil para distintos tipos de propósitos, sin embargo, mal empleadas, pueden causar graves accidentes.


En primer lugar, cualquier actividad que signifique el uso de mecanismos, maquinaria pesada, estructuras o accesorios debe de revisarse antes de su uso. El material debe de ser sólido y resistente, adecuado al uso que se le dará.


Se debe de asegurar la solidez y firmeza del suelo en donde estén fijos los aparatos de elevación. La carga máxima admisible debe de estar marcada y ser fácilmente legible, esto es en kilogramos. No se debe de sobrepasar esta carga.


Un libro de registro en donde se anoten las averías, revisiones y fechas es fundamental. Finalmente, se debe de contar con un programa de mantenimiento constante a tus aparatos de elevación o grúas. Contáctanos, estamos a tu servicio.